Dulce miel



Dulce miel



El espacio inmenso, profundo,

de la música que siente

la ternura, la belleza en tus ojos

que se atreven a derramarme

lágrimas de placeres majestuosos,

la incomparable dulzura de los sueños despiertos,

de los besos tiernos, de mieles luminosas,

frescura permante de silencios discretos,

que palpitan con la intensidad de las estrellas,

con caricias tiernas en dúo de voces agitadas,

en tiempos de liras y cantares,...y placeres

de amarnos la belleza en transiciones delirantes,

sotto voce, Ad Libitum,... in crescendo,

con una cadencia expadida de fragancias

en el habitáculo divino del néctar armonioso.




©José Angel Pineda, 05 de Enero del 2016