Sensualidad



Sensualidad



Si los poemas, las canciones,

y ese cabello tuyo en remolinos

me hunden en el vientre en tus aguas de

ombligo, de sal, de miel, ...

penetraría en lo profundo de tu alma con alfileres

encantados en la hermosa guitarra

que cosquillea en todas tus espaldas.


©José Ángel Pineda