Montes y ríos






Montes y ríos



Esta pasión me avasalla

sobre tu monte querido 

al verlo sólo suspiro…

y me inquieta y calla.



Esos aires que respiro

ese sabor de tu falla

tus cuevas son de mi talla 

otros te desean, … miro



Tu vientre, la llamarada

son las ganas que sofocan

¡con locura! ¡qué punzada!



Que tus conos me provocan

mil deseos, en clavada

tus vertientes me sofocan.





©José Ángel Pineda, 10 de junio del 2012